Técnicas para navegar en barco con niños durante el verano

Navegar en barco con niños, resulta una de las mejores y más apetecibles opciones, al llegar la época del verano y con el fin de la temporada escolar. El ambiente playero y las diferentes alternativas turísticas existentes en España aumentan las posibilidades para que la diversión familiar, sea siempre una experiencia en grande. Sin embargo, para el disfrute pleno de estas experiencias, es necesario pues que los menores de edad puedan encontrar total seguridad tanto dentro como fuera de las embarcaciones.

El primer y más relevante de todos estos criterios, es y ha sido siempre el uso y estricto cumplimiento de las normativas referentes a las predicciones del tiempo meteorológico. En la península ibérica, los cambios de temperatura y humedad, durante el verano pueden representar un problema tanto para la experiencia como para la salud de los niños. El resto de consejos a tener en cuenta, serán explicados a continuación.

Elementos utilitarios más importantes para navegar en barco con niños y fomentar su seguridad.

Para edades comprendidas entre los 2 a 10 años. La experiencia en el mar, amerita de importantes requerimientos para que ante la exposición de elementos ambientales, la salud e integridad de los mismos pueda ser un rasgo totalmente asegurado. El primero de ellos, es el uso del chaleco salvavidas, a la hora de experiencias deportivas o en contacto directo con el mar. Es necesario además que estos se encuentren bajo la constante vigilancia de un adulto responsable.

Entre otros aspectos del mobiliario a considerar para navegar en barco con niños esta el uso de la ropa a emplear. Para experiencias de baño, se recomienda usar elementos sintéticos que impidan a estos un posible resbalo y caída, frente a rocas, arrecifes o laterales de la embarcación. Para prevenir los efectos de la insolación, es necesario aplicar protector solar combinando con elementos como gorra, lentes de sol, y toldo frente al mar.

Apuntes Finales: Aspectos técnicos mas relevantes para la seguridad de los niños en el mar.

Acondicionar los espacios internos de nuestro velero o yate es una estrategia, la cual también puede dar buenos resultados. Especialmente durante la noche y/o en horas de sueño. En el mercado, existen diversas redes de protección especiales para evitar que los niños puedan caer mientras duermen. Ello producto del movimiento de la nave sobre el mar. Es importante que el representante no asista solo y únicamente junto a los menores. Para mayor seguridad, se recomienda la asistencia de al menos dos mayores de edad aparte, dentro de los componentes de la tripulación.

Otras medidas técnicas también consideran la inclusión de diferentes remedios contra el mareo para niños en nuestro botiquín de primeros auxilios. Además de estar provistos siempre de agua potable embotellada, ya que existe una alta probabilidad de escasez de la misma durante dichas travesías. Asegurando por tanto, su integridad física y recreativa durante las vacaciones de verano. Para que navegar en barco con niños pueda convertirse siempre en una experiencia para nunca olvidar.

Imagen cortesía de Maite Nicuesa (elbloginfantil.com) todos los derechos reservados.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *