Aspectos clave para la limpieza de barcos

limpieza barcos

Mucho hemos hablado en el blog sobre la importancia de la limpieza de barcos. Y es que no se trata solo de un aspecto que influye en la comodidad o nos permite sentirnos a gusto en la embarcación, sino que su importancia afecta incluso a la seguridad en la navegación.

Puede parecer muy simple, incluso sencillo y aparentemente cualquiera puede limpiar una embarcación. Pero la realidad es que se trata de un proceso delicado, técnico y costoso.

Mantenimiento de la embarcación

Un barco puede estar formado por infinidad de piezas en diferentes materiales: motores, matales, maderas, tapicerías, moquetas, cristales, motores… Y todos y cada uno de los elementos que posee el barco, requiere de un mantenimiento concreto y específico que no debemos ignorar.

Hacer caso omiso a la correcta limpieza de cada una de las piezas puede derivar en consecuencias graves, como puede ser la corrosión causada por la sal, humedad, etc.

Productos para la limpieza del barco

De la misma manera que tenemos piezas específicas que requieren de un tratamiento específico, necesitaremos también productos de limpieza específicos.

Lo primero que debemos tener en cuenta es que la mayoría de los productos de limpieza industriales son químicos, por lo que es importante tener en cuenta el modo de empleo y las cantidades para evitar que éstos puedan dañar las superficies que estamos tratando.

Otros aspecto clave y fundamental es que la mayoría de esos productos acabarán en el mar. Por lo mismo, y especialmente como amantes del mar, debemos tener muy en cuenta cómo los empleamos y las cantidades que utilizamos; incluso, a ser posible, es recomendable utilizar productos respetuosos con el medio ambiente o que provoquen el mínimo impacto. Afortunadamente cada vez es más frecuente encontrar en el mercado productos ecológicos para la limpieza de embarcaciones. Y cada vez somos más las empresas que nos sumamos a esta práctica a la hora de ofrecer nuestros servicios.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *